APAF-Madrid (Asociación Profesional de Agentes Forestales de la Comunidad de Madrid)

Noticias sobre los Agentes Forestales de la Comunidad de Madrid

Sacadme ese bicho de aquí

Sacadme ese bicho de aquíDa la sensación de que este fue el pensamiento de algún responsable de la administración ambiental de la Comunidad de Madrid, cuando tuvo conocimiento de la presencia del lince "Kentaro" (ejemplar radiomarcado por personal del proyecto Life+Iberlince, que fue liberado en los Montes de Toledo en noviembre de 2014 y que murió atropellado en las inmediaciones de la localidad lusitana de Oporto, 23 meses después) en el interior de los límites administrativos de la comunidad autónoma madrileña.

Casi 3 años y 2 estudios científicos después de aquella noticia, liderados estos estudios por la Universidad Complutense de Madrid, estudios que contaron con la colaboración de agentes forestales de la Comunidad de Madrid en el año 2015 y de agentes forestales del Ministerio de Medio Ambiente en 2016 y cuyos resultados en 2016 han sido contundentes y refrendan con creces los resultados obtenidos en 2015, la Comunidad de Madrid dice ahora estar elaborando un estudio "propio" para "esclarecer" si hay presencia de lince en la región madrileña. Mareando la perdiz (o el lince) hasta el infinito y más allá, que se llama.

Algunos dicen que el lince ibérico es una especie polémica en la región madrileña. Se equivocan. Polémico, y tal vez más, es sembrar dudas sobre el asunto, no hacer caso a científicos independientes y despreciar a funcionarios públicos dedicados a la policía, custodia y vigilancia del medio natural, que han trabajado y trabajan con rigor y profesionalidad. Polémica, y posiblemente algo más, podría ser la actitud de los responsables de la administración ambiental madrileña, de la gestión de la flora y fauna amenazada de la región, en las últimas 2 décadas ya que el plazo para aprobar el plan de recuperación del lince ibérico en la Comunidad de Madrid, según establece la Disposición Final Segunda del Decreto 18/92, de 26 de marzo, que aprueba el Catálogo Regional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora silvestres de la Comunidad de Madrid, cumplía el 10 de abril de 1994. Han pasado casi 24 años, y reiteradas evidencias científicas, debidamente documentadas, de la presencia de la especie en la región madrileña, que aparece clasificada en la categoría "en peligro de extinción" en el mencionado Decreto autonómico 18/92.

Ahora, tras 24 años consecutivos de incumplimientos para con la flora y fauna amenazada de la región, la Comunidad de Madrid dice estar elaborando un "estudio”  (a los agentes forestales, profesionales de la protección y conservación del medio natural, no se les ha pedido ninguna colaboración) para “esclarecer" lo que ya se ha puesto en evidencia rigurosa y reiteradamente, esto es, la presencia de la especie en la región madrileña. 

Dice la Comunidad de Madrid que con su "estudio propio" pretende, presuntamente, esclarecer el estatus de la especie en la región madrileña. Esperemos que sea cierto y el estudio sea riguroso. Esperemos que no tengamos que esperar otros 24 años. Porque independientemente del estatus actual, reproductor o no, del lince ibérico en la Comunidad de Madrid, el hecho científicamente constatado es que la especie no ha dejado de hacer uso de diferentes parajes y hábitats naturales de la región al menos desde los años 80, lo que demuestra que el medio natural madrileño reúne condiciones adecuadas para su existencia. Y el hecho indiscutible, al margen de que a día de hoy exista reproducción o no de la especie en la región madrileña, es que desde abril de 1994, tal como marca el Decreto 18/92, el lince ibérico ya debía tener aprobado y en ejecución un plan de recuperación en la Comunidad de Madrid. Y esto es independiente, insistimos, de su estatus poblacional actual.

Para el próximo proyecto Life+IBERLINCE se baraja la incorporación de comunidades autónomas como Castilla y León, Aragón, Valencia o La Rioja. La Comunidad de Madrid, mientras tanto, ni está ni se la espera, ni sabe, ni quiere saber, ni contesta, ni quiere contestar... ("...sacadme ese bicho de aquí") y sigue mareando la perdiz, o el lince ibérico, hasta el infinito.

Es más que posible que los gestores del medio natural madrileño sigan distrayendo sus obligaciones para con la fauna madrileña amenazada, al desatender la necesidad de un plan de recuperación del lince ibérico en la Comunidad de Madrid. De hacerlo, negarán a los madrileños, un año más, el derecho constitucional a un medio ambiente adecuado, a unos ecosistemas funcionales, a un medio natural de verdad.

AddThis Social Bookmark Button
Está aquí: Inicio Noticias Comunidad de Madrid Sacadme ese bicho de aquí